¿Por qué instalar cesped artificial?

Escrito por guiacespedartificial 03-12-2017 en cesped artificial. Comentarios (0)


El césped artificial se encuentra hecho de fibras sintéticas que se fabrican con la intensión de reemplazar a la hierba natural. Generalmente se utilizan para los eventos deportivos, estos aseguran las áreas de juego protegiéndola contra los daños y debido a que puede perdurar más tiempo a lo largo de los años. No obstante, el césped artificial también puede ser instalado en las residencias privadas para aquellas personas que no deseen llevar un trabajo de mantenimiento de césped o que prefieren más su estética.

La estética
El césped artificial tiene una agradable apariencia de color verde que no se deteriorará por los factores del clima o el desgaste en general. Este puede instalarse de manera rápida, sin demasiadas molestias, además que no sufre la decoloración o manchas en ciertas zonas que existen en el césped natural.

Ventajas del césped artificial

La instalación de césped artificial supone un gran desembolso inicial pero el tiempo nos confirmará que hemos elegido la mejor opción.

Las ventajas del césped artificial vs césped natural son muchos:

  • El mantenimiento de la instalación es el principal motivo por el que elegir césped sintético.
  • Reducción de gastos en agua, abono y, en general, de cuidados.
  • Soporta cualquier clima y temperatura.
  • Aunque la superficie más habitual de instalación es tierra, es posible instalarlo en casi cualquier terreno: tierra, baldosas, cemento...
  • Usos tanto deportivos, como estéticos.


El mantenimiento

El césped artificial requiere de poco mantenimiento respecto al normal. La fibras utilizadas como hierbas artificiales puede durar hasta 15 años antes de ser reemplazadas. Al tener un jardín con césped artificial se puede ahorrar tiempo y reducir las facturas de agua, además de no gastar dinero en equipos y tratamientos para mantener el césped sano.


No será necesario fertilizarlo, regarlo o podarlo. Se sabe que cortar el césped y desmalezado puede llevar demasiado tiempo y hasta puede convertirse en una tarea difícil para las personas de edad o discapacitados. Es aquí donde el césped natural requiere de mucho cuidado y atención. Pero existen las personas que disfrutan del aire libre y se involucran entrando a la jardinería, además de tener una conexión con la naturaleza.


El Medio ambiente

Se sabe que el césped artificial no libera oxígeno para el medio ambiente, entonces supondría una desventaja sobre el natural ya que es más adaptable a la naturaleza. También existen ciertos niveles de productos petroquímicos que intervienen en la producción de la fabricación del césped artificial. Pero también se debe de mencionar que el césped natural requiere de ciertos fertilizantes químicos o cortadores de césped a gasolina que también tienen un impacto ambiental no favorable.


Los Costos

Es mucho más costoso instalar el césped artificial en el patio que realizar el césped natural. Muchas personas tienen diferentes dificultades para encontrar el dinero necesario para cubrir sus jardines. No obstante, cualquier desembolso para el empleo del césped artificial puede ser recuperado durante el paso de los años debido a que no se requiere de un mantenimiento constante. Sin embargo, al ser de carácter sintético, el césped artificial puede tener un imp0acto desfavorable sobre el valor de la propiedad; al contrario del césped natural que si es correctamente cuidado puede ayudar a elevar el valor de la propiedad.


La salud y confort

Durante los meses de verano el césped artificial puede llegar a ser demasiado caliente por lo que se hace incomodo caminar por él o que los niños puedan jugar en éste. Esto supone una desventaja ya que el césped natural no se calienta, además que después de ser regado provoca una sensación de frescura, commodo y seguro para estar en el todo el año.


Asimismo, por lo general el césped artificial requiere de importante niveles de plomo para mantener su consistencia, lo que plantea diversos problemas para la salud, debido a que cabe la posibilidad de que se produzca un envenenamiento por plomo, pero si es debidamente conservado esto no sucederá.